¿Os imagináis casaros rodeados de historia y naturaleza?

Un enclave único y muy especial es lo que podéis encontrar al adentraros en el Convento de San Francisco.

Nuestros espacios tanto interiores como al aire libre ofrecen múltiples posibilidades para su celebración, desde una boda pequeña hasta una gran celebración con 450 invitados. Y en ambos casos, celebración única, ya que celebramos un único evento por día.

Desde el momento en que formalicéis vuestra reserva con nosotros hasta el día siguiente al de la celebración, contaréis con la asistencia personal de nuestra directora para que todo sea perfecto.

Todos nuestros platos se elaboran en nuestras cocinas, en el momento de la celebración, por un equipo de cocineros trabajando con materias primas frescas y de primera calidad.

El servicio de sala está formado por un equipo profesional de camareros y ayudantes uniformados, que realzará su celebración.

Ofrecemos la posibilidad de realizar una prueba de degustación previa a la elección del menú, para que así valoréis todas las opciones que podéis elegir en vuestro gran día.

Dispondréis de tres suites sin cargo en el convento, una de ellas, la nupcial, para vosotros, y las otras dos para vuestros invitados más íntimos.

Aunque el convento no está abierto al público, encontraréis precios especiales para el alojamiento de otros invitados.